viernes, 17 de marzo de 2017

Estimadas personas lectoras, por acumulación de tareas y un par de días de vacaciones que tenía programados, muy merecidos pero totalmente inoportunos, probablemente hasta los últimos días de marzo no vuelva a publicar nada.  Disculpas a los fieles seguidores y a cualquier persona que visite mi blog. Saludos a todos a todas y disfruten.

jueves, 16 de marzo de 2017

Cada vez me asusta mas la página en blanco, como en los viejos tiempos, a veces es complicado saber qué escribir qué decir y mas si, como es el caso, te has propuesto escribir todos los días y apenas tienes tiempo. He dejado colgada una historia que me propongo que retomar cuando las circunstancias sean un poco mejores y el trabajo deje de salirme por las orejas. Me resulta mucho más fácil imaginar que puede ir sucediendo en una historia ya empezada que inventar algo nuevo cada día pero dar continuidad a la historia de Hoper me llevaría mucho mas tiempo y por desgracia no lo tengo. Ny Verdem, el nuevo mundo, tendrá que esperar. Y mientras tanto me afano en sacar 10 minutos o un cuarto de hora para que los y las lectoras habituales tengáis algo que llevaros a los ojos y mantener de esa manera el blog vivo. Habrá a quien le guste mas estos amagos de poemas que mis historias de ciencia ficción, habrá quien esté echando de menos las últimas. No lo se, ya no entiendo porque unos días o unas temporadas hay mas visitas que otras. Para algunas momentos creo tener explicaciones otras es simplemente un misterio, supongo que sin mas son cosas de la red, un día te encuentra alguien, le da al me gusta o comparte algo que has escrito y llueven las visitas durante una temporada, otras entran pocas personas y por casualidad. Lo que si creo saber es que hay algunas personas que son lectoras regulares y si intento que haya todos los días algo nuevo en el blog es por ellas. Y bueno, que os dejo, que se acabaron estos cinco minutos de respiro y el teléfono y el corro electrónico están echando humo. Sean felices!

miércoles, 15 de marzo de 2017

Con el cielo azul y el alma blanca las cosas se veían de otra manera, ilusión por algo que nacía, un sentimiento, algo irracional, algo que venía de la nada. Quien nos iba a decir que la nada era su único destino. Pero en estos cielos que nos cubren pocas veces podemos ver las estrellas, nube tras nube, tormenta tras tormenta las estrellas se apagan, se ciegan y del sol solo queda la luz apagada y algunos pocos rayos que nos calientan en verano.  Las almas se tiñen de gris cuando no de negro. La vida pesa demasiado. Almas que ya no serán nunca blancas, pureza e inocencia perdida. Cielos azules rayos de esperanza, mentiras que nos empeñamos en creer, no seremos blancos de nuevo, ya nunca lo seremos. Podemos absorber parte del gris, casi todo el negro pero siempre estará ahí tiñéndonos por dentro. Da igual, ¿qué mas da?, mejor incluso perder la inocencia, así la muerte no nos encontrara vírgenes. Aprendemos y perdemos las miradas limpias, unos ojos inocentes no entienden lo que pasa pero tampoco tiñen con sus sombras lo que miran. Esa mirada ya no la tendrán nunca. Mejor, que no los engañen, que sepan lo que miran aunque en su mirada pongan cosas que no existan. Mejor protegerse , mejor que no te hagan daño aunque el temor te haga perder cosas mas grandes. Mejor haber perdido la inocencia, mucho mejor, mas protegido, mas duro, menos dolor, menos daño y sin embargo… Sin embargo echaré siempre de menos el cielo azul y el alma blanca, mas puro, mas humano, mas yo aunque dejara de serlo.

martes, 14 de marzo de 2017

Las puertas quedaron abiertas, aquel lugar no se cerraría nunca pero ya nadie pasearía por sus jardines. Solitarios, la vegetación, la vida, lo lleno todo cerrando los caminos. Marchitaron las flores y no volvieron a nacer, no había espacio entre las zarzas que lo devoraron todo. Hacer camino de nuevo un sueño, un deseo que permanecía como una utopía imposible. La lluvia, la lluvia limpiaba cada día las hojas de los árboles, testigos de un feliz pasado, de un triste presente, lo serán también de un futuro sin futuro. Enraizados, fuertes, altivos, como si nada de lo que sucediera a su alrededor les afectara, sin sentimientos pero con vida. Savias amargas. ¿Y la luz? Siempre entre nieblas mortecinas, siempre apagada, tenue, fría. Lejos queda el calor de los soles que fueron. Lejos queda esa luz que cegaba, que lo inundaba todo. Lejos queda. Y los pájaros pían anunciando un nuevo amanecer que nadie quiere que llegué porque el tiempo se aleja cada vez mas del pasado esplendoroso de aquel jardín donde ya nadie entra, de aquel lugar cuyas puertas quedaron abiertas para siempre.


lunes, 13 de marzo de 2017

Las palabras se sustentan con los hechos,
solo así se hace real lo que decimos
los hechos se explican con palabras,
solo así podemos entenderlos.




jueves, 9 de marzo de 2017

Arriesgué y gané, para después perderlo todo.
No me quedé con la duda,
nunca me preguntaré qué hubiera pasado
aunque ahora tenga miles de preguntas.
Gané, gane mil momentos contigo,
gané ilusión, gané un sueño,
poco va quedando de eso, pero gané,
durante un tiempo te tuve a mi lado.
Podía haber dudado, pero no dudé,
nada tenía que hacer en tu pueblo
salvo encontrarme contigo,
pero fui, te encontré, gané.
Arriesgué, gané y perdí fui muy feliz
para terminar sumido en la tristeza.
Pero arriesgué y nunca me preguntaré
qué pudo haber sido,
nunca miraré atrás y me arrepentiré,
nunca, te conocí, me tuviste a tu lado,
era muy complicado, lo sabíamos,
para ti imposible, para mi solo muy difícil
y terminó siendo así, imposible,
tuviste razón porque querías tenerla
y yo no supe quitártela,
ojalá las cosas hubieran salido de otra manera.
Y pasa el tiempo, la tristeza huye,
y aunque te perdí te tuve
y fue simplemente maravilloso,
tú y yo, el mundo importaba poco.
Arriesgué, gané, perdí,
pero volvería hacerlo,
volvería a arriesgar mis veces,
volvería a perder,
a sentir dolor y tristeza
pero ya solo contigo,
con nadie mas,
el tiempo enseña al corazón
y el corazón aprende,
las personas enseñan a la razón
y la razón aprende,
volvería a arriesgar, lo haría siempre,
pero solo contigo.
Me hubiera arrepentido toda la vida
de no hacerlo, lo hice y no me arrepiento
aunque las cosas no salieron bien.
Lo dijiste en mas de una ocasión
prefiero arrepentirme de lo que he hecho
que de lo que dejado de hacer,
hasta que te conocí siempre fui prudente,
jamás hice una locura,
siempre observando mirando,
calculando, midiendo, sopesando,
perdí, pero no me arrepiento,
volvería arriesgarme pero ya solo contigo.


miércoles, 8 de marzo de 2017

Feliz día de la mujer trabajadora

FLORES EL 8 DE MARZO (El Jardín del que nos expulsaron)    (Gioconda Belli)

Amanece con pelo largo el día curvo
 de las mujeres,

¡Qué poco es un solo día, hermanas,

qué poco, para que el mundo acumule flores frente a

 nuestras casas!

 De la cuna donde nacimos hasta la tumba donde dormiremos

  -toda la atropellada ruta de nuestras vidas-

 deberían pavimentar de flores para celebrarnos

 (que no nos hagan como a la Princesa Diana que no vio, ni oyó

 las floridas avenidas postradas de pena de Londres)

Nosotras queremos ver y oler las flores.



Queremos flores de los que no se alegraron cuando nacimos hembras en vez de machos,

Queremos flores de los que nos cortaron el clítoris

 Y de los que nos vendaron los pies

 Queremos flores de quienes no nos mandaron al colegio para que cuidáramos a los hermanos

y ayudáramos en la cocina

Flores del que se metió en la cama de noche y nos tapó la boca para violarnos mientras nuestra madre dormía

 Queremos flores del que nos pagó menos por el trabajo máspesado

 Y del que nos corrió cuando se dio cuenta que estábamos embarazadas



Queremos flores del que nos condenó a muerte forzándonos

 a parir a riesgo de nuestras vidas

 Queremos flores del que se protege del mal pensamiento

obligándonos al velo y a cubrirnos el cuerpo

 Del que nos prohíbe salir a la calle sin un hombre que nos escolte



Queremos flores de los que nos quemaron por brujas

 Y nos encerraron por locas

 Flores del que nos pega, del que se emborracha

 Del que se bebe irredento el pago de la comida del mes

 Queremos flores de las mujeres que intrigan y levantan

falsos testimonios.



 Flores de las que se ensañan contra sus hijas, sus madres y sus nueras

 Y albergan ponzoña en su corazón para las de su mismo

 género



Tantas flores serían necesarias

 para secar los húmedos pantanos

 donde el agua de nuestros ojos se hace lodo;

 arenas movedizas tragándonos y escupiéndonos,

de las que tenaces, una a una, tendremos que surgir.



Amanece con pelo largo el día curvo

 de las mujeres.

 Queremos flores hoy.
Cuánto nos corresponde.


La construcción de un sueño (Dulce Chacón)

Siempre hay tiempo para un sueño.

Siempre es tiempo de dejarse llevar por una 
pasión que nos arrastre hacia el deseo.

Siempre es posible encontrar la fuerza 
necesaria para alzar el vuelo y dirigirse hacia
lo alto.

Y es allí, y solo allí, en la altura, donde
podemos desplegar nuestras alas en toda su
extensión.

Solo allí, en lo más alto de nosotros mismos,
en lo más profundo de nuestras inquietudes,
podremos separar los brazos, y volar.

... ella ha iniciado ya ese vuelo.


ALMA DESNUDA (Alfonsina Storni)



Soy un alma desnuda en estos versos,
Alma desnuda que angustiada y sola
Va dejando sus pétalos dispersos.

Alma que puede ser una amapola, 
Que puede ser un lirio, una violeta,
Un peñasco, una selva y una ola.

Alma que como el viento vaga inquieta
Y ruge cuando está sobre los mares,
Y duerme dulcemente en una grieta.

Alma que adora sobre sus altares,
Dioses que no se bajan a cegarla;
Alma que no conoce valladares.

Alma que fuera fácil dominarla
Con sólo un corazón que se partiera
Para en su sangre cálida regarla.

Alma que cuando está en la primavera
Dice al invierno que demora: vuelve, 
Caiga tu nieve sobre la pradera.

Alma que cuando nieva se disuelve
En tristezas, clamando por las rosas
Con que la primavera nos envuelve.

Alma que a ratos suelta mariposas
A campo abierto, sin fijar distancia,
Y les dice libad sobre las cosas.

Alma que ha de morir de una fragancia,
De un suspiro, de un verso en que se ruega,
Sin perder, a poderlo, su elegancia.

Alma que nada sabe y todo niega
Y negando lo bueno el bien propicia
Porque es negando como más se entrega,

Alma que suele haber como delicia
Palpar las almas, despreciar la huella,
Y sentir en la mano una caricia.

Alma que siempre disconforme de ella,
Como los vientos vaga, corre y gira;
Alma que sangra y sin cesar delira
Por ser el buque en marcha de la estrella.



martes, 7 de marzo de 2017

No entendía porque aquellas noches
que pudieron ser de miel, dulces, amables,
fueron noches frías.
No entendía porque no querías que te abrazara,
que durmiera pegado a ti,
que me quedara mirándote al despertarme,
que jugara con tu pelo,
que mis manos acariciaran tu cuerpo,
nunca rechazaste hacer el amor,
casi siempre rechazaste mi cariño,
no lo entendía.
No entendía porque en eso días
que paseábamos juntos, cerca del mar,
en tu pueblo, en el mío,
en cualquier lugar,
esos momentos en que las horas
pasaban volando y el tiempo
se acababa antes siquiera de haber comenzado,
a veces te mostrabas tan fría y distante,
como marcando una distancia
que realmente no existía.
Pero ahora lo entiendo,
lo entiendo,
entiendo que no querías marcar distancias,
que querías mostrarme que no era nada,
que no era nadie, que no me querías,
que era solo algo pasajero,
que no querías implicarte mas.
Pero no puedes negarlo,
aunque nunca me lo dijeras me querías,
no podías evitar mostrar tu cariño a veces,
no podías dejar de abrazarme en ocasiones,
no podías evitar que se te escapara el amor
y yo lo sentía, lo sentía siempre.
No lo entendía, ahora lo entiendo,
no querías mostrarte porque no podías,
te mostrabas frías porque debías serlo,
porque había otras personas,
otra vida a la que te debías.
Ahora lo entiendo, no querías mas
aunque lo quisieras todo.
Eras fría, un tempano de hielo
que se deshacía.
No lo entendía, ahora lo entiendo.
Nada arregla el entenderlo,
no podía ser y no fue
y, lo que es peor, no será nunca,
no arregla nada pero lo entiendo,
no arregla nada pero te sigo queriendo.




lunes, 6 de marzo de 2017

Nacar sobre un cuerpo extraño,
en vez de expulsarlo
lo convierte en autentica belleza,
perfección para que no le haga daño.
Así nacen las perlas, así nació la tuya.
Pero ahí sigue el grano de arena,
ya no es peligroso, no hace daño,
pero aun lo conservas,
un punto negro
que sigue quemando por dentro.
Cuantas veces te lo dije,
ese punto negro que tenías,
que tienes, que sufres.
Si, te hacía bella, muy bella
convertido en perla,
pero cuanto mejor hubiera estado fuera,
fuera de ti, de tu vida, de tu mundo,
pero por alguna razón
necesitabas conservarlo.
querías conservarlo.
Y tu interior se teñía,
se teñía de negro con él
y no enseñaba tu autentica belleza,
lo que de verdad eras,
lo que eres,
lo que vives,
lo que sueñas.
No hace daño pero te quema,
no hace daño pero no es tuyo,
no eres tú, no te deja serlo.
Y que atractivo era.
Como las perlas que adornaban
los lóbulos de tus orejas,
te hacían mas bella,
mas atractiva,
nunca te los quitabas,
pero no son tuyas son de fuera,
adornos que no necesitabas.
Y tanto tiempo en ti,
tanto tiempo ha pasado,
que las has hecho tuyas,
crees que lo son,
crees que lo eres,
que te adornan,
pero yo se que no,
se que son cuerpos extraños,
y sin ellos, aunque te sientas desnudas,

eres muchísimo mas bella.


viernes, 3 de marzo de 2017

La vida no es lo escribimos, es lo vivimos, lo que sentimos, lo que somos, lo que hacemos sentir, lo que decimos, lo que oímos, lo que olemos… la vida es vida, lo que escribimos son tan solo palabras. Palabras con las que queremos hacer sentir pero que a veces poco o nada tienen que ver con nuestra vida. Cualquiera que lea pensará que me siento eternamente solo y triste pero no es así sonrío, sonrío todos los días montones de veces y soy feliz, todo lo feliz que puede ser una persona que no necesita tenerlo todo para serlo. Y me faltan cosas, claro que me faltan, perdí a la persona que mas ha significado para mi en la vida y esa es una gran perdida y la echo todos los días de menos pero me sigo considerando un privilegiado por haber llegado a conocerla, por haber disfrutado de su compañía, por haber disfrutado de su amor. Y no la tengo, no la tengo, ella no quiso seguir caminando conmigo en la orilla del mar, en la vida pero eso solo modificó un poco mi sonrisa, me la llego a quitar por momentos, pero hace tiempo que la recuperé. Conocí la plena felicidad y ahora se que no estoy completo, pero aunque no sea plena soy feliz, miro al mundo con optimismo y esperanza. También miro atrás, también aprendo del pasado. Con ella me conocí a mi mismo mucho mas que nunca, para bien y para mal, mas bien para mal que para bien y son aprendizajes valiosos. En este blog de mi se conoce la tristeza, pero este blog no es mi vida, con mis momentos malos, pero puedo decir que estoy feliz. ¿Si la echo de menos? Cada día lo hago. ¿Qué que sucedería si volviera a aparecer? Que saldría corriendo para darle una abrazo, para sentir el suyo. ¿Pero que sentido tiene añorar y penar eternamente a alguien que probablemente no vuelvas a ver nunca? No tiene ninguno. La espero si, la esperaré siempre, no habrá otra, no habrá mas porque no cuando amas a alguien difícilmente albergaras ese mismo sentimiento por otra persona. Pero no, no soy lo que escribo, soy Xarle y camino por el mar, y amo la lluvia, amo el sol, la nieve, el granizo, el frio, el calor, amo la vida y seguiré tropezando en el camino, es la cruz de mi torpeza, pero seguiré caminando. No soy lo que escribo, soy lo que vivo. Sean felices.